Your address will show here +12 34 56 78
Reflexión, Regional

El Papa Francisco quiere explicarte cómo hacer para que Dios te escuche en la oración, pues en ella experimentamos la compasión de Dios.

Papa Francisco: cómo hacer para que Dios te escuche en la oración.

Cómo hacer para Dios te escuche en la oración de cada día es una pregunta que todos nos hacemos muy en el interior de nuestro corazón. Y es que no hay certeza alguna en la forma de hacer oración o en las palabras que usamos que nos garantice que Dios escuche nuestra oración. Solo con fe, creer en que más que una petición, Dios es Padre que ama, que consuela y que no abandona.

Dios te escucha en la oración confiada y abierta. Cuando te diriges a Él  desde la humildad y con la certeza de que tu relación con Él irá en aumento. Pide a Dios siempre en la oración, pero pide con alegría y fe, porque Dios quiere darte lo mejor, pero quiere ver en ti una fe perseverante.

«La oración no es una varita mágica. Esta nos ayuda a conservar la fe en Dios y a confiar en Él incluso cuando no comprendemos su voluntad… No debemos desistir en la oración aunque no sea correspondida», esto fue parte del mensaje expresado por el Papa Francisco a todos los fieles reunidos en la Plaza de San Pedro, durante una de sus Catequesis de Audiencia General el 26 de mayo, 2016, en donde reflexionó sobre el sentido de la oración en nuestras vidas.

El Papa Francisco insiste en que debemos mantenernos firmes y siempre en oración aunque no seamos correspondidos en el momento. Recordemos que el tiempo de Dios es perfecto. A continuación, esta reflexión del Papa Francisco que nos explica cómo hacer para que Dios te escuche en la oración.

Papa Francisco: En oración siempre sin desanimarse.

«La parábola evangélica que apenas hemos escuchado (Cfr. Lucas 18,1-8) contiene una enseñanza importante: «es necesario orar siempre sin desanimarse», dijo el Papa Francisco.

«Por lo tanto, no se trata de orar algunas veces, cuando tengo ganas. No, Jesús dice que se necesita «orar siempre sin desanimarse». Y pone el ejemplo de la viuda y el juez», indicó el Papa.

El Papa Francisco dijo que «el juez es un personaje poderoso, llamado a emitir sentencias basándose en la Ley de Moisés. Por esto la tradición bíblica exhortaba que los jueces sean personas timoratas de Dios, dignas de fe, imparciales e incorruptibles».

Perversos vs. débiles.

«Nos hará bien escuchar esto también hoy, eh», dijo el Papa. «Al contrario, este juez no temía a Dios ni le importaban los hombres. Era un juez perverso, sin escrúpulos, que no tenía en cuenta a la Ley, pero hacia lo que quería, según sus intereses», afirmó el Papa Francisco.

«A él se dirige una viuda para obtener justicia. Las viudas, junto a los huérfanos y a los extranjeros, eran las categorías más débiles de la sociedad», dijo. El Papa Francisco aseguró que «sus derechos tutelados por la Ley podían ser pisoteados con facilidad porque, siendo personas solas e indefensas, difícilmente podían hacerse valer: una pobre viuda, ahí, sola, nadie la defiende, podían ignorarla, incluso no hacerle justicia; así también el huérfano, así el extranjero, el migrante.

Lo mismo». «En aquel tiempo era muy fuerte esto», indicó el Santo Padre. «Ante la indiferencia del juez, la viuda recurre a su única arma: continuar insistentemente en fastidiarlo presentándole su pedido de justicia», dijo Francisco. «Y justamente con esta perseverancia alcanza su objetivo. El juez, de hecho, en cierto momento la compensa, no porque es movido por la misericordia, ni porque la conciencia se lo impone; simplemente admite: «Pero como esta viuda me molesta, le haré justicia para que no venga continuamente a fastidiarme», expresó el Papa Francisco.

 

El Padre siempre hace justicia a los suyos.


«De esta parábola Jesús saca una doble conclusión: si la viuda ha logrado convencer al juez deshonesto con sus pedidos insistentes, cuanto más Dios, que es Padre bueno y justo, hará justicia a sus elegidos, que claman a Él día y noche; y además no es hará esperar por mucho tiempo, si no actuará rápidamente», indicó el Papa.

«Por esto, Jesús exhorta a orar sin desfallecer. Todos sentimos momentos de cansancio y de desánimo, sobre todo cuando nuestra oración parece ineficaz», dijo el Papa Francisco. El Santo Padre expresó que «Jesús nos asegura: a diferencia del juez injusto, que Dios escucha rápidamente a sus hijos, aunque si esto no significa que lo haga en los tiempos y en los modos que nosotros quisiéramos».

 

Papa Francisco: La oración no es una varita mágica.

 

«La oración no es una varita mágica. No es una varita mágica», insistió el Papa Francisco. «Esta nos ayuda a conservar la fe en Dios y a confiar en Él incluso cuando no comprendemos su voluntad. En esto, Jesús mismo, ¡que oraba tanto!, nos da el ejemplo. La Carta a los Hebreos recuerda que: «Él dirigió durante su vida terrena súplicas y plegarias, con fuertes gritos y lágrimas, a aquel que podía salvarlo de la muerte, y fue escuchado por su humilde sumisión» (5,7), dijo.

El Papa Francisco dijo que «a primera vista esta afirmación parece inverosímil, porque Jesús ha muerto en la cruz. No obstante la Carta a los Hebreos no se equivoca: Dios de verdad ha salvado a Jesús de la muerte dándole sobre ella la completa victoria, pero ¡el camino recorrido para obtenerla ha pasado a través de la misma muerte!»

 

Papa Francisco: La oración transforma el deseo.


«La referencia a la súplica que Dios ha escuchado se refiere a la oración Jesús en el Getsemaní. Invadido por la angustia oprimente, Jesús pide al Padre que lo libere del cáliz amargo de la pasión, pero su oración está empapada de la confianza en el Padre y se encomienda sin reservas a su voluntad, dice Jesús: «Pero no se haga mi voluntad, sino la tuya». (Mateo 26,39), dijo el Santo Padre.

 

«El objeto de la oración pasa a un segundo plano; lo que importa antes de nada es la relación con el Padre», aseguró el Papa Francisco. «Es esto lo que hace la oración: transforma el deseo y lo modela según la voluntad de Dios, cualquiera que esa sea, porque quien ora aspira ante todo a la unión con Dios, que es Amor misericordioso.», expresó el Santo Padre.

Papa Francisco: Cómo hacer para que Dios escuche tu oración.

Francisco dijo que «la parábola termina con una pregunta: «Pero cuando venga el Hijo del hombre, ¿encontrará fe sobre la tierra?». «Y con esta pregunta estamos todos advertidos: no debemos desistir en la oración aunque no sea correspondida. Es la oración que conserva la fe, sin ella la fe vacila», indicó el Papa Francisco.

«Pidamos al Señor una fe que se haga oración incesante, oración perseverante, como aquella de la viuda de la parábola, una fe que se nutre del deseo de su llegada. Y en la oración experimentamos la compasión de Dios, que como un Padre va al encuentro de sus hijos lleno de amor misericordioso. Gracias», dijo para concluir el Papa Francisco.

 

0

Reflexión, Regional

No dejes de empujar la roca en tiempos difíciles. Pide ayuda a Dios para guíe tus pasos y no dejes de empujar si pierdes las fuerzas.

 

No dejes de empujar la roca aunque sientas que pierdes las fuerzas y todo parezca ir mal, porque todo puede cambiar con Dios a tu lado. No dejes de empujar la roca solo porque otros te alienten palabras de derrota y desánimo y te comiencen a decir que «no podrás», recuerda que muchos hablan por sus propias experiencias. Quédate a empujar la roca y conviértete en ejemplo para ellos.

Aunque todo parezca ir mal y no tengas fuerzas sigue tu camino, sigue tu lucha, no desmayes, no dejes de empujar la roca porque todo esfuerzo tiene su fruto en su momento.

 

Recuerda estas sabias palabras: «Hay un momento para todo y un tiempo para cada cosa bajo el sol». (Eclesiastés 3,1)

 

No dejes de empujar la roca y llénate de fuerzas.

Algunas veces, cuando escuchamos la palabra del Señor, tratamos de utilizar nuestro intelecto para descifrar la voluntad de Dios, cuando en realidad Dios solo nos pide obediencia y Fe en Él.

Debemos ejercitar nuestra fe que mueve montañas, pero conscientes que es Dios quien al final logra moverlas.

  • Cuando todo parezca ir mal.
  • Cuando estés agotado por el trabajo. Cuando la gente no se comporte de la manera que te parece que debería.
  • Cuando no tienes más dinero para pagar tus cuentas.
  • Cuando la gente simplemente no te comprende.
  • Cuando la gente simplemente no te comprende.
  • Cuando te sientas agotado y sin fuerzas.

 

Empujar la roca en tiempos momentos difíciles.

En los momentos difíciles de la vida pide ayuda al Señor y eleva una oración a Jesús para que ilumine tu mente, tu corazón y guíe tus pasos hacia nuevos senderos cargados de esperanzas. Entrega tus miedos al Señor y pídele con una oración que te ayude a encontrar el camino que te conduzca a Él.

Deja todo en sus manos y pon todo tu esfuerzo sin rendirte. Tal vez, ese momento difícil que pasas hoy y que no entiendes por qué estás viviéndolo, te ayudará a desarrollar tus músculos de la fe y a dar testimonio de la Gloria de Dios en tu vida. No dejes de empujar la roca, tarde o temprano, con la fuerza de Dios, ese problema cederá.

Oración de fuerza para no dejar de empujar la Roca.

Señor mío y Dios mío, ayúdame en mis momentos de dificultad. A veces parece que el desánimo me ganara, pero no quiero dejar de empujar la roca y seguir avanzando. Tú lo haces todo posible, no hay nada que no se doblegue al poder maravilloso de tu amor al que recurro en este momento. Dame las fuerzas para empujar la roca, resistir a todas mis cargas y preocupaciones y alcanzar una victoria en tu nombre bendito. Te amo Señor, lo pongo en tus manos. Amén.

0

Reflexión, Regional

Saber interpretar el Gran Silencio de Dios, lo que Él quiere decirnos. El que Dios no nos dé siempre lo que le pedimos no quiere decir que no nos haya oído.
¿Por qué Dios calla?.

 

Si hay algo que debemos tener presente en nuestra vida y en nuestro camino espiritual, es que debemos estar atentos a toda señal de Dios. Aunque a veces no lo sintamos, el poder de Dios se encuentra presente en cada situación que vivimos. Debemos estar alertas y saber interpretar el Gran Silencio de Dios que a veces encierra nuestro alrededor. Hay cosas que Él quiere decirnos a través de su silencio.

 

El que Dios no nos dé siempre lo que le pedimos no quiere decir que no nos haya escuchado. Él siempre tiene inclinado su oído a nuestros ruegos si nosotros inclinamos nuestro Corazón a su Presencia.

 

¿Por qué Dios calla a veces?

 

Muchas veces nos preguntamos: ¿Por qué razón Dios no nos contesta.? ¿Por qué se queda callado?.  Muchos de nosotros quisiéramos que Él nos respondiera lo que deseamos oír, pero, Dios no es así. Dios nos responde aún con el silencio.  Debemos aprender a escuchar a Dios. Su Divino Silencio, son palabras destinadas a convencernos de que, Él sabe lo que está haciendo. En su silencio nos dice con amor: ¡Confiad en mí, que sé bien lo que debo hacer!.

 

¿Estás dispuesto a hacer silencio en el Obrar de Dios en tu vida?.

 

¿Sabemos que es lo que nos conviene cuando pedimos a Dios?

 

¿Somos algunos de nosotros de los que nos hemos retirado de la oración porque no hemos visto atendidas nuestras peticiones a la primera? El que Dios no nos dé siempre lo que le pedimos no quiere decir que no nos haya oído. Además, querer que Dios ejecute nuestros deseos no sería pedir, sino mandar.

 

¿Qué es lo que pedimos?

 

Casi siempre, lo mismo: que no tengamos enfermedades ni dolores, que venga a nosotros el éxito fácil, ese puesto de trabajo cómodo hasta la puerta de la casa, las soluciones rápidas a la hipoteca o a la crisis.

 

Dios deja que los acontecimientos sigan su curso porque de ellos se derivará un bien mayor para nosotros. Por ignorantes, por impulsivos pedimos piedras en lugar de pan. Jesús no da migajas sobrantes y caídas al suelo, sino el pan tierno y blanco de su amor y poder infinito. Dios calla a veces, pero Él sabe por qué lo está haciendo. El Gran Silencio de Dios no es otra cosa que una manifestación diferente de la actuación de Dios en nuestras vidas. Dejémoslo actuar en el silencio.

0

Internacional, Regional

Monseñor Luis José Rueda Aparicio, arzobispo de Bogotá, fue elegido como presidente de la Conferencia Episcopal de Colombia para el trineo 2021-2024.

En el marco de CXI Asamblea Plenaria que se celebra de manera presencial en Bogotá del 05 al 07 de julio de 2021, tuvo lugar la elección de la nueva directiva para el trienio 2021-2024. Tal como comunicó el Sistema Informativo de la CEC, la elección ha tenido lugar el pasado martes 06 de julio. 



Monseñor Rueda Aparicio sucede en el cargo al arzobispo de Villavicencio, monseñor Óscar Urbina Ortega, quien ocupaba la presidencia desde el año 2017.Asimismo, los obispos colombianos han elegido como vicepresidente a monseñor Omar Alberto Sánchez Cubillos, arzobispo de Popayán, y secretario general a monseñor Luis Manuel Alí Herrera, obispo auxiliar de Bogotá.

Fuente: Vatican News.

0

Reflexión, Regional

ORACIÓN AL ESPÍRITU SANTO PARA PEDIR SUS 7 DONES.

 

La siguiente oración, te invitamos a desarrollarla con mucha fe, con plena confianza y amor en Dios.

Oh Espíritu Santo, tú eres la tercera persona de la Santísima Trinidad. Eres el Espíritu de verdad, amor y santidad, procedente del Padre y del Hijo, e igual a ellos en todas las cosas. Te adoro y te amo con todo mi corazón. Enséñame a conocer y a buscar a Dios, por quien y para quien fui creado desde el amor y para el amor. Llena mi corazón con un santo temor y un gran amor por Él. Dame paciencia y sabiduría, y no me dejes caer en las tentaciones del mundo. Aumenta la fe, la esperanza y la caridad en mí. Ayúdame a crecer en las cuatro virtudes cardinales. Concédele a mi alma, todos los dones que necesita para generar frutos y bendiciones para Dios.

Ruego por el Don de sabiduría, para que me hagas comprender las maravillas de Dios en mi vida.

Ruego por el Don de inteligencia, para que me ayudes a descubrir, con mayor claridad, las riquezas de la fe.

Ruego por el Don de consejo, para que me señales los caminos de la santidad y ponerme al servicio de los demás.

Ruego por el Don de fortaleza, para que me ayudes a superar las dificultades que se me presentan.

Ruego por el Don de ciencia, para que me ayudes a juzgar con rectitud las cosas creadas y a mantener mi corazón en Dios.

Ruego por el Don de piedad, ese que me mueve a tratar a Dios con la confianza con la que un hijo trata a su Padre.

Ruego por el Don de temor de Dios, ese santo don que me induce a huir de las ocasiones de pecar, a no ceder a la tentación, a evitar todo mal que pueda separarme de la gracia de Dios.


Espíritu Santo de los divinos consuelos, hazme un fiel seguidor de Jesús, un hijo obediente de la iglesia y una ayuda para mi prójimo. Dame la gracia de guardar los mandamientos y de recibir dignamente los santos sacramentos. Elévame a la santidad, a ese estado de vida al que me has llamado. Concédeme también, oh Espíritu Santo, dador de todos los buenos dones, el favor especial por el cual te pido…

NOMBRA AQUÍ TU INTENCIÓN

Te lo pido en el nombre de Jesucristo, nuestro Señor, Amén.

0

Internacional, Regional

La Santa Sede ha enviado 38 respiradores a 9 países por medio del correo diplomático, una fórmula que ha sido posible gracias al carácter soberano del Estado de la Ciudad del Vaticano y que ha permitido la entrega rápida y segura de este indispensable material sanitario para combatir la pandemia de coronavirus.


El envío se realizó ayer jueves 17 de junio desde la Limosnería Apostólica por medio de las nunciaturas apostólicas presentes en los países beneficiados.

En concreto, se han enviado 6 dispositivos a Brasil y otros 6 a la India, 5 a Argentina, 5 a Colombia, 4 a Chile, 4 a Sudáfrica, 3 a Bolivia, 3 a Siria y 2 a Papúa Nueva Guinea.


Serán también las nunciaturas apostólicas en estos países las que se encarguen de organizar la distribución de los respiradores en los diferentes centros sanitarios que los necesitan.

El objetivo de esta donación es contribuir a frenar la pandemia en aquellas zonas del mundo con menos recursos para desarrollar adecuadamente las campañas de vacunación o para ofrecer un tratamiento adecuado a los enfermos.

En un comunicado de la Limosnería Apostólica se señala que “mientras que en los países más ricos la campaña de vacunación se desarrolla con intensidad, la emergencia sanitaria sigue desarrollándose con fuerza en muchas de las zonas más pobres del mundo”.

Además, la Limosnería Apostólica ha impulsado también la iniciativa “vacunación cancelada” destinada a los pobres de Roma y de las regiones que con más dificultades están viviendo la crisis sanitaria y social causada por la pandemia de coronavirus.

 

0

Reflexión, Regional

Queremos darte a continuación 4 grandes enseñanzas de San José y la Virgen María que podemos aprender sobre el matrimonio.

 

  1. San José y María trabajaron por la unidad en su matrimonio.

 

Desde el momento en que se casaron, San José y María siempre se mostraron juntos en la Biblia. Estuvieron juntos en el viaje a belén, en el establo en donde nació Jesús, cuando dedicaron al Divino Niño Jesús en el templo. Y también en las calamidades estando como refugiados que escapaban a Egipto huyendo de la muerte.

 

El matrimonio será más fuerte cuando se elija enfrentar toda adversidad con su cónyuge. Nunca pierdan de vista la unidad de su matrimonio, San José  y María nos enseñan que el matrimonio es un compromiso para toda la vida.

 

  1. San José y María confiaron en Dios y el uno en el otro.

 

Antes que San José y la Virgen María se casaran, Dios envió un ángel para que se le apareciera a San José, y a María, otro ángel con el anuncio del mensaje de salvación. Después de casarse, en las dos ocasiones en que Dios necesitaba enviar un mensaje importante, solo se lo dijo a San José a través de los sueños.

 

En el matrimonio, Dios da visiones a uno de los cónyuges y deben confiar el uno en el otro lo necesario para que ambos acepten el llamado. María confió en Dios para dar a luz al Mesías aunque era virgen. San José confió en Dios para casarse con una mujer embarazada y comenzar su matrimonio como padre putativo de Jesús.

 

  1. San José y María se enfrentaron a las dificultades con fe y perseverancia.


De la infinidad de enseñanzas del matrimonio que nos enseñan José y María, una de ellas es la fortaleza. Su matrimonio era fuerte porque se enfrentaban juntos a todos los desafíos y confiaban completamente en Dios. Como San José y María, su matrimonio no se definirá por el tamaño de sus luchas, sino por el tamaño de su compromiso con Dios y del uno con el otro.

 

  1. San José y María se enfrentaron a duras críticas.

 

San José y María, desecharon las críticas y siguieron la voluntad de Dios. Todos tendremos críticas en nuestra vida, sobre todo, de personas señalando los problemas en nuestro matrimonio, o de aquellas personas intentando alentarnos a una separación cuando se presente la más mínima falla en un cónyuge. Haga como San José y María, sigan el corazón de Dios. No dejen entrar calumnias, críticas u opiniones malsanas de los que no buscan el bien para tu matrimonio.

Como San José y María, usted y su cónyuge solo podrán cumplir su propósito de vida y matrimonio cuando elijan tener fe en Dios y en el otro.

 

Fuente: Píldorasdefe.

 

0

Regional
En cabeza del Pbro Miguel Laverde y el grupo de Emaús de la Parroquia Nuestra Señora del Milagro de Yopal, se llevó a cabo en una finca a las afueras de la ciudad, el día 28 de febrero, un retiro espiritual de servidores de Emaús como preparación a quienes van a ser parte de Emaús, el cual contó con la participación de mas de 30 hombres y mujeres.


Damos gracias a Dios Padre Todopoderoso, por estas personas que comienzan a ser parte de la comunidad de Emaús, estando al servicio de Dios, al igual que hago la invitación a quienes deseen ingresar a que se acerquen a la Parroquia y allí se les brindará la orientación necesaria. expresó el Pbro Miguel Laverde.
0

Regional
El pasado 23 de febrero, Por medio del decreto N° 056 del 18 de febrero del 2021, por gracia de Dios y voluntad de la sede apostólica, Monseñor Edgar Aristizábal Quintero, Obispo de la Diócesis de Yopal, designó como nuevo Vicario de Pastoral al Pbro Dayvis Alexander Cárdenas Carrillo.


El reverendo Padre tomó posesión del cargo ante nuestro vicario general, el Pbro Wilson Chaparro.

Desde la Diócesis de Yopal, agradecemos a nuestro Pbro Miguel Laverde por su dedicación y entrega en la labor realizada en la vicaría y deseamos que la gracia de Dios guíe y acompañe a nuestro nuevo Vicario de Pastoral en esta importante labor.


0